¿Cómo gestionar el cierre de año financiero en tu empresa?.

cierre financiero empresas

¿Quieres saber cómo gestionar el cierre de año para tu empresa o tu negocio?

Estamos próximos a finalizar un año y esto implica realizar diferentes actividades y acciones que tienes que tener en cuenta para hacer un cierre efectivo y un comienzo de otro año con mayor impulso y mayor éxito.

Y por eso queremos compartir contigo 5 aspectos fundamentales que te van a permitir gestionar de la mejor forma el cierre de año.

  1. ACTIVIDADES Y NEGOCIACIONES SIN CULMINAR
    Lo primero que quiero que tengas en cuenta y que evalúes es todas estas actividades o negociaciones que tienes en tu negocio y que aún no has cerrado y posiblemente estás a tiempo de cerrar o sabes que van a continuar para el siguiente año. Hacer un barrido completo de todo lo que pasa en tu negocio y evalúas qué quedó pendiente a nivel comercial. Si hay algunas transacciones que te faltan registrar o vincular o algunas cosas que sabes que puedes saldar en tu negocio en este momento y no le has sacado el espacio.
    Es muy importante que barras la casa.
    Es decir, que barras con todas esas cosas pendientes de tu negocio y puedas dejar lo más limpio posible para el siguiente año. A veces transcurre año tras año y vamos arrastrando cosas que después se convierten en un dolor de cabeza.

  2. INDICADORES FINANCIEROS Y METAS CUMPLIDAS
    Un factor muy determinante son aquellos indicadores que son claves para el negocio. Existen indicadores comerciales, existen indicadores financieros y de gestión. Pero en este momento es importante que cuando cierres el año evalúes esos indicadores. A nivel financiero es importante evaluar si pudiste cumplir la meta de ventas o no. Si el flujo de efectivo, el flujo de caja dio positivo o negativo, si tus ventas y todo el contexto que necesitabas a nivel del margen de utilidad fue el adecuado para ti. Recuerda que cuando cerramos un fin de año también evaluamos qué pasó y la mejor forma de evaluarlo es a través de los indicadores para saber con exactitud si los cumplimos o no, ya que estos indicadores se basan o normalmente se construyen basados en los objetivos que querías como empresa.

  3. MEDIR AÑO PRESENTE CON AÑO POSTERIOR
    Identificar qué pasó durante el año, comparar la información mes a mes de tus ventas, comparar la información de tus gastos, de los años anteriores o historial anterior dentro de tu negocio. Compara cómo fue el año pasado versus este año. ¿Qué va a pasar con esa comparación?. Te va a permitir identificar cuáles fueron los meses buenos, cuáles fueron los meses un poco quietos, si tuviste déficit en algún momento o si tuviste unas ventas impresionantes en algún otro mes, te va a permitir identificar esas fases o esos comportamientos que tú al negocio durante el año que te van a facilitar la planeación para el siguiente año.

  4. PLANEA TU SIGUIENTE AÑO
    Pese a que la pandemia generó incertidumbre en algunos aspectos, es importante que planees qué es lo que quieres y cómo quieres empezar el próximo año. Por eso es un punto fundamental de cierre a fin de año, no solamente que lo termines, sino que hagas la planeación estratégica y financiera de tu negocio para el siguiente año. De esta forma vas a poder arrancar con mucha más energía, más enfoque y claridad.
    Las acciones desde el primer día del siguiente año y por último y no menos importantes, debes tener en cuenta siempre tu mentalidad.

Cuando somos emprendedores y microempresarios, nuestro negocio depende 100 por ciento de nosotros. Por eso te invitamos a que fortalezcas tu mentalidad la mantengas muy positiva y optimista de los resultados que va a tener tu negocio para el siguiente. Si tu negocio no tuvo los resultados que esperabas este año, no importa. Son resultados de acciones que tomaste en el pasado, pero estás a tiempo de tomar acciones diferentes hoy para cambiar el futuro de tu negocio. Por eso la mentalidad es un factor determinante en este momento de tu negocio.

Ya cierras un año, cierras un ciclo y tienes que pensar de la mejor forma. Tienes que tener una mentalidad muy fuerte como dueño de negocio para arrancar un nuevo año lleno de éxito, de prosperidad y de muchas ventas.

Si te gustó éste contenido, no dudes en compartirlo. Suscríbete a nuestro newsletter o siguenos en redes sociales para ver más contenido financiero para emprendedores.

Comparte este contenido